jueves, 5 de febrero de 2009

Qué cutre

Encarcelamos a los ladrones de poca monta mientras que a los verdaderamente peligrosos les ponemos a gobernar (Esopo)

Ya lo sugería en mi entrada anterior y en esta lo digo alto y claro: EN ESPAÑA LA CLASE POLÍTICA ES DE VERGÜENZA. No voy a entrar en la de otros países ahora, que también los hay tela por ahí, porque con lo nuestro ya tengo bastante para un post.

Por una parte están los pseudopartidos abertzales, que se empeñan en intentar presentarse a las elecciones pese a apoyar el terrorismo. Lo que más gracia me hace es que esta gente va de progre, con su ropa bohemia y sus coletillas, cuando no hay nada más paleto y conservador que querer establecer fronteras, que creerte mejor que los demás y que desear hacer daño a gente que ni conoces. Vamos, que por muy de izquierdas que pretendan ser, a lo que más se acercan es al Ku Klux Klan.

Por otra parte tenemos una derecha rancia, más conservadora que la de muchos otros estados, corrupta y desmembrada. Una derecha homófoba y ultracatólica con damas de acero y aspirantes a faraón.

En cuanto a la izquierda, IU tiene ahora un nuevo líder igual de soso que el anterior –necesitamos caras frescas, gente nueva que transmita ilusión- a quien el otro día se le vio apoyando la dictadura de Fidel Castro en una manifestación. Pero qué absurdo, de verdad. Una dictadura es una dictadura, da igual la ideología que profese.

Esto me recuerda a aquella ocasión en que mi admirada y tristemente difunta –pero más viva y vigente que nunca gracias a sus escritos- Susan Sontag criticó a Gabriel García Márquez cuando se encontró con él en 2003 en la Feria del Libro de Bogotá. Condenó el silencio que el escritor colombiano mantenía ante las ejecuciones y las penas impuestas a los disidentes de Cuba. Gabo es un gran amigo de Castro.

Para mí, el hecho de que Cayo Lara, el nuevo líder de Izquierda Unida, estuviera en esa manifestación, me dice muchas cosas de él.

Y finalmente tenemos al partido que ocupa ahora el Gobierno, el PSOE. Cierto es que tras los duros años con Aznar ha supuesto un alivio tener como presidente a Zapatero, y además, fue con su partido que se legalizó el matrimonio gay. En fin, que hemos podido darnos un respiro, pero cosas como la reciente reforma encubierta de la Ley de Costas que permitirá la compraventa de edificaciones a pie de playa, o el modo en que hoy le han bailado el agua a la iglesia católica son acciones imperdonables.

España necesite avanzar en aconfesionalidad para ser un país moderno. La religión, cualquier religión, se debe relegar al ámbito privado al cien por cien. No debemos tener acuerdos con la santa sede. ¿Pero quiénes son esos señores para que tengamos que tener acuerdos con ellos, por favor? Un puñado de vagos con sotana que se dedican a decidir lo que opina ese dios suyo que se han inventado. Hoy ha visitado España el secretario de Estado de ese ridículo país llamado Vaticano, Tarcisio Bertone, y Zapatero le ha recibido con el rabo entre las piernas, frenando toda iniciativa laicista. Ya están organizando la Jornada Mundial de la Juventud que por desgracia se celebrará en Madrid en 2011. Zapatero invita al papa a que venga por aquí antes. La vicepresidenta se reúne con él para hablar también de forma “muy cordial”, según sus palabras, sobre el aborto y educación para la ciudadanía. Eso sí, De la Vega le ha asegurado que “en ningún momento se van a tocar los acuerdos con la santa sede”. ¿Por qué no, señora vicepresidenta, por qué no? ¿Por qué este freno a la modernización?

Además, los socialistas rechazaron ayer unas proposiciones de ley presentadas ante el Comité de Justicia que buscaban facilitar la apostasía, revisar los acuerdos con el Vaticano antes mencionados y crear una comisión para estudiar la muerte digna y la eutanasia. No comment.

En cuanto al secretario de Estado, lo único que se le ha oído decir ante las cámaras es que De la Vega iba muy elegante y que le gustaba mucho el color morado-obispo de su traje.

De nuevo, no comment.

Qué cutre es la política que no sirve al pueblo.

A la calle todos.

11 comentarios:

dintel dijo...

Por comentar, yo comenté lo mismo del color del vestido, no de la elegancia, que como soy de tejano y zapatillas no tengo baremo.

farala 68 dijo...

bravooooooo
bravooooooooooo
bravííísima mi Hester
Hester for president. Creo que si no fuera porque se que te ibas a encontrar un mundillo bastante repugnante ahí dentro, te propondría que te metieras en política, de verdad...
como necesitamos gente clara, que diga tranquilamte lo que todos pensamos, que deberíamos hacer borrón y cuenta nueva, que los que están son todos unos corruptos

Anónimo dijo...

Se te pone que te apasiona el tema.. hablas sin pelos en la lengua... comparto al completo la opinión que me merecen los nacionalistas y demás raleas... pero ¿ no piensas que ese decepción que sentimos todos no está en cierta manera,justificada y buscada por los mismos que quieren quedarse con todos los trozos de la tarta? cuánto peor lo hagan más pensaremos que no vale de nada ... que siempre habrá corrupción, que de nada vale participar y nunca cambiará nada...

Hester Prynne dijo...

Espero no llegar a pensar eso nunca, la verdad. Soy muy crítica pero también intento participar y cambiar las cosas, espero no perder nunca la esperanza de que el mundo puede mejorar, espero al menos intentar siempre poner mi granito de arena sin venderme a nadie.

Anastàsia dijo...

Hester , no creo que ser nacionalista sea creerse superior a los demás y , ni mucho menos querer hacer daño . No confundas nacionalismo con terrorismo .

Hester Prynne dijo...

Anastàsia, ¿en qué momento he hecho yo eso de lo que me acusas? Yo he hablado de los abertzales, no de todos los nacionalistas. Lo que sí que no confundo es a los nacionalistas con los abertzales, eso desde luego.
Yo no comparto ningún sentimiento nacionalista porque soy de Madrid y aquí no hay de eso (salvo el nacionalismo español, que tampoco lo comparto). Pero respeto a los nacionalistas y en mi post solo he hablado de los abertzales, así que creo que no he confundido nada sino que, o me he expresado mal, o me has entendido tú mal.
"Como mujer no tengo patria. Como mujer, mi patria es el mundo" (Virginia Woolf)
Me fascina cómo a veces la gente pone palabras que yo no he dicho en mi boca, snif...

Anastàsia dijo...

Perdona, Hester, y no te me cabrees...Supongo que me confudió la frase "No hay nada más paleto y conservador que querer establecer fronteras". Sé que empezaste hablando de los abertzales ,pero al decir eso me pareció que te referías ya a todos, porque obviamente un nacionalista quiere establecer fronteras.
Soy catalana , no catalanista( si entendemos catalanista , como independentista), pero me jode mucho la demagogia con que tratan el tema muchos periodistas y sobretodo los políticos . Si la gente que pone a parir a los nacionalistas , viera las cosas desde aquí, comprobarían que toooodo es muy diferente.

Hester Prynne dijo...

No me he enfadado, ¡lo siento si he sonado brusca!
Claro, todo depende desde el prisma desde donde se miran las cosas.
También hay que mirarlo desde el prisma de la gente de Madrid (que es en realidad gente de todas partes de España y del mundo conviviendo en una enorme y maltratada ciudad), que está harta en general de cargar siempre con las culpas...
En fin, que todos nos deberíamos poner en el lugar de todos, eso está claro.
Un abrazo.

Anastàsia dijo...

Como siempre , totalmente de acuerdo contigo :un poco de empatía evitaría muchas guerras absurdas .
Que sigas bien ... Oye qué bonito el poema de hoy....

Ainho dijo...

Me gustan muchas cosas que escribes en tu blog. Por desgracia, me ha entristecido mucho ver la forma airada y en mi opinión sin conocimiento en el que has mezclado tantas cosas juntas.
Soy abertzale, soy euskaldun, y soy independentista. Pero ni soy terrorista, ni apoyo el terrorismo, ni me creo mejor que los demás. Soy feminista y soy bisexual. Me ha dolido mucho que alguien que lucha tanto por sus propios valores, no pueda respetar los de los demás y tenga que criticarlos hasta el punto de catalogarnos de símiles al KKK.
Pensaba por otros escritos tuyos que eras una mujer con principios y con una mirada crítica. Pero me he dado cuenta de que lo único que criticas es según a ti te convenga, porque esto de la política es algo que nos saca nuestra propia vena a todos, y en tu caso, creo que te ha delatado. Seras bollera y seras feminista pero no eres tolerante, o al menos tus burlas y críticas sin sustancia así lo dejan ver

Hester Prynne dijo...

Siento que pienses eso, Ainho, tal vez tengas razón en que carezco de muchos conocimientos del mundo abertzale en el que te mueves, pero qué quieres que te diga, odio los nacionalismos, incluido el español, no te creas. Reniego de las fronteras. Creo que sí que tengo principios y una mirada crítica, aunque no opine lo mismo que tú. Está claro que en mi blog critico lo que a mí me parece mal, que para eso es mi blog. Un saludo.