jueves, 8 de enero de 2009

Pastel de zanahoria

Mi terapeuta me ha dicho que la mejor forma de hallar la paz interior es acabar lo que uno ha empezado. Así que hoy ya he acabado con dos bolsas de m&m’s y con un pastel de chocolate. Me siento mucho mejor. (Dave Barry)

La cita de hoy es graciosa, ¿verdad?
Y es que no hay nada mejor que lo que los anglosajones llaman comfort food, algo así como “comida reconfortante”. Esos platos que te levantan el ánimo, que te hacen sentir cuidada, querido, que te regresan a la infancia o que simplemente te llenan de calor en un día invernal.
Cada cual tiene sus alimentos reconfortantes. Esa tortilla de patatas de la abuela, la paella del chiringuito del lugar de veraneo o las albóndigas que solo sabe hacer bien cierta persona.
En cuanto a mí, una sopa de fideos en un día de enero siempre me devuelve a la vida. También unos espaguetis a la boloñesa bien hechos. ¡Pues no soy yo simple ni nada!
Como mi gente sabe que me gusta cocinar para mi gente (seleccionar los ingredientes e invertir tiempo en su preparación es un gran acto de amor), ya me van pidiendo cosas que les gusta cómo hago. Un postre que tiene mucho éxito es mi versión del pastel de zanahoria. Bien fácil y que ahora os regalo para que podáis hacerlo, degustarlo o regalarlo.
Además, dentro del género de los pasteles, es de los más sanos, así que si entre los propósitos de año nuevo de alguien está el cuidarse un poco más, este postre (o desayuno, o merienda) no lo estropeará.

Ingredientes (para unas 10 porciones)
125g. de margarina 
125g. de azúcar moreno
2 huevos
2 cucharadas de miel
250g. de harina integral
1 cucharadita de levadura
1 cucharadita de canela
250g. de zanahoria rallada
50g. de nueces troceadas
50g. de pasas
1 naranja
Pasos
--Mezclad la margarina y el azúcar hasta que quede una especie de crema rugosa pero sin grumos.
--Batid los huevos y añadidlos junto con la miel. Seguid mezclándolo todo con una cuchara para que en ningún momento queden grumos.
--Incorporad progresivamente la harina, la levadura y la canela.
--Añadid la zanahoria, las nueces y las pasas.
--Cortad un trocito de piel de la naranja y metedlo entre la masa. Exprimid la naranja también sobre la masa y mezcladlo todo bien con la cuchara.
--Hornead alrededor de una hora (puede que más, dependiendo de la potencia de vuestro horno) a unos 180º. Como siempre, estará hecho cuando introduzcáis un mondadientes o el tenedor y salga limpio.

Un toque dulce…
Para los más golosos, la típica cobertura blanca de los pasteles de zanahoria, que también se puede poner de relleno, se hace como sigue:
Ingredientes
1 tarrina de queso crema (philadelphia o similar, de sabor natural, claro)
1 cucharada de leche caliente
2 ½ tazas de azúcar glas
1 cucharadita de esencia de vainilla
Pasos
Mezclad el queso con la leche. Añadid poco a poco el azúcar y la vainilla. Batir hasta que esté cremoso.

¡Disfruten, bellezas!

8 comentarios:

Bruge dijo...

A mi no me gustan las zanahorias y la primera vez que me ofrecieron este pastel pensé que no me iba a gustar. Hoy día es totalmente al contrario y solo de ver estas fotos se me hace la boca agua... uhm... voy a la nevera que aun queda un trozo en un tupper!

Olga_C dijo...

Aysssss carrot cake... ¡Qué recuerdos me traessssss! :-) Buena idea para este finde, Hestercilla, gracias. Muakas.

dintel dijo...

Bien, otra receta que me apunto. A ver cuándo tengo oportunidad de hacerla.

chavela dijo...

ay nena...
estoy racionando el cachito que aún me queda como si fuera mi único alimento restante...y como siga nevando, no te digo yo que no! dadme dos o tres tartas, los dos libros que me quedan por leer del sueco, y nos vemos en el deshielo de primavera!
besos amiga y gracias por el pastel de pacana, de pacanaaaa, de pa-ca-naaaaa!
tq

marmenor dijo...

Uff que cosa más rica por dios, esta receta me la apunto yo!!! Lástima que ahora estoy a régimen, pero en cuanti que pueda la hago!

pikaia dijo...

mmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmm... casi muero de pla*** con tu pastel, ¡pero qué ricoooooooooooooooooooooooooooo!!! GRACIAS por compartirlo :)

ico dijo...

My buena... tuvo mucho éxito con ls amigas.. tiene un regusto a los pastele alemanes.. aunque de tamañ no nos subió mucho pero estaba buenísima.. gracias..

Hester Prynne dijo...

¡Me alegro mucho de que os gustase, ico! Una cosita... ¿se os olvidó poner la levadura, o aún así no subió? Un abrazo fuerte.