martes, 18 de noviembre de 2008

La escritora coqueta


Escribir es sencillo. Todo lo que tienes que hacer es sentarte delante del teclado y abrirte una vena. (Red Smith)

Debía hablar con alguien y en el cielo no tienen wi-fi. Me reía demasiado y por la calle siempre me miraban como si estuviese loca. Raspaba mis nudillos rabiosos contra los muros del barrio y me manchaba la falda de sangre. El vicio de maquillarse los labios con pegamento de barra es difícil de abandonar. Y qué demonios, el café sabe mejor con tinta que con azúcar y yo me veo más guapa con un bolígrafo en la mano. Así que me compré un cuaderno.

7 comentarios:

dasista dijo...

Así es como empezaste a escribir??

Por cierto, la foto mola ¿la has hecho tú?

Hester Prynne dijo...

Jeje, más o menos...
La foto es de http://www.wewriteitright.com/
No sé por qué, intento enlazar mis fotos con las webs de donde las saco y no me deja...

Anónimo dijo...

No abandones nunca tus cuadernos ni tus bolígrafos... ¿qué sería de nosotr@s? besitos a las dos. Mentxu

Marcela dijo...

Muy bueno, me gustó mucho, gracias.

farala 68 dijo...

asi se forja una escritora, con sangre y coquetería; precioso, como todo lo que escribes...

Bostoniana dijo...

qué bonito escribes Hester!!! no nos vuelvas a tener 10 días a dieta de tus posts!!!

Besos

dintel dijo...

:)