jueves, 20 de noviembre de 2008

La calumnia

Por cada persona que vive sin libertad, el resto debemos enfrentarnos a la culpabilidad (Lillian Hellman)

Cómo pasa el tiempo. Hoy hace 74 años que se estrenó en Broadway una de las obras más famosas de la dramaturga y guionista norteamericana Lillian Hellman (1905-1984). Se trata de The Children’s Hour, conocida en España como La calumnia, de la que luego William Wyler hizo una película con Audrey Hepburn y Shirley MacLaine en 1961.

La calumnia trata sobre dos amigas que regentan un internado femenino. Una de las niñas se inventa, cuando escucha un rumor, que las dos profesoras tienen un romance. Esto llega a oídos de todos los padres, que van sacando a sus hijas del colegio hasta que este tiene que cerrar y la vida de ellas queda destrozada. Hellman no deja claro si el rumor es cierto o no (la película de Wyler se inclina más por lo segundo, aunque muestra cómo una de las profesoras sí que siente lo que dice la niña), pero la relación de las dos mujeres en la obra teatral es lo suficientemente estrecha como para que esta se prohibiera en Chicago, Boston y Londres y provocase que Hellman quedase excluida del premio Pulitzer. Aún así, La calumnia tuvo un éxito tremendo y estuvo en cartelera durante veintiún meses.

Hellman se inspiró en un caso real que tuvo lugar en Edimburgo en 1809, cuando una niña acusó a sus profesoras, la Srta. Pirie y la Srta. Woods, de tener una relación y los tribunales las consideraron culpables de “afecto excesivo.” El hecho de que once años después las dos mujeres ganaran la apelación, no evitó que sus vidas quedasen destruidas para siempre. Su colegio nunca volvió a abrir sus puertas y ellas jamás fueron contratadas en ningún otro lugar.

Lillian Hellman escribió muchas otras obras de teatro y guiones de Hollywood, todos ellos de gran calidad. Durante treinta años, fue pareja del escritor de novela negra Dashiell Hammett, y amiga toda la vida de la genial escritora Dorothy Parker.

Activista de la izquierda, fue víctima de la caza de brujas y se negó a testificar ante el Comité de Actividades Antiestadounidenses en 1952. Aunque, al contrario que Hammett, nunca estuvo en la cárcel por ello, sí que estuvo vetada de los estudios de Hollywood durante muchos años.

Gracias, Lillian Hellman, por sacar a la luz un caso que de otro modo hubiera quedado enterrado por la historia normativa, esa que siempre olvida a las mujeres y, sobre todo, a las lesbianas. Menos mal que entre todas podemos construir en lugar de destruir.


[Lectura recomendada: Scotch Veredict: Miss Pirie and Miss Woods V. Dame Cumming Gordon (Lillian Faderman) sobre el caso real de las profesoras escocesas.]

11 comentarios:

dasista dijo...

¡Qué interesante sista! He visto la película y me encanta, pero desconocía el resto.
Muak!

suigeneris dijo...

Por favoooor... La Hellman... No me digas que no has visto "Julia" de Zimmerman, con Jane Fonda y Vanessa Redgrave... Ahí me enamoré de la Redgrave, de la Fonda, de la Hellman... y de .... Qué gran peli, donde habla de, precisamente, Lillian Hellman y mucho, mucho, mucho más (historia de amor, historia de luchadoras, historias, historias...).

Y esta peli y la que recomiendas es de las que ves y se te cae el alma a los pies, más que nada porque te preguntas... por qué?

A mí me pisa las tripas cuando no comprendo algo...

Besotes.

Hester Prynne dijo...

Pues tengo que ver "Julia", sí, llevo tiempo queriendo hacerlo.
Besos a ambas.

suigeneris dijo...

Creo que te la puedo enviar por Pando, a ver si la encuentro entre los mil millones de archivos que tengo...

Besotes

Lucy dijo...

¡Hola!
Vimos la película hace tiempo y la verdad es que nos encantó. La de Julia no la conozco, intentaré conseguirla.
Un saludo

Marcela dijo...

Ahhh, Julia es una de mis pelis de culto, qué maravilla, es una obra de arte. Y La Calumnia es buenísima, pero es cierto que se cae el alma a los pies durante toda la película, es una bola que te crece dentro.

Milagros Sánchez dijo...

También conozco esta película que es una buena crítica social hacia esos conservadurismos patriarcales tan dados a prejuzgar malintencionadamente a las mujeres y más a las lesbianas.
También te recomiendo la película "Julia" es algo antigua pero seguro que no te dejará indiferente.
Te mandamos besos multicolores!!

farala 68 dijo...

la de la calumnia la he visto por enésima vez en el último año y la de Julia la llevo buscando siglos pero no la encuentro, Hester si te la pasan me la pasas??? besossss

Hester Prynne dijo...

No te preocupes, farala, ya sabes que soy tu proveedora oficial de pelis. A ver si nuestra querida suigeneris la encuentra, sino me la descargo yo.

Cabiria Fernandez dijo...

La calumnia, creo que fue la primera peli de lesbianas que vi cuando tenía como 12 años, y claro, no tenía la visión sobre el tema que años depués adquirí. Ha sido siempre mi peli de referencia sobre el tema, y después la he visto un montón de veces. El dueto de Shirley y Audrey es extraordinario, pocas veces la química de dos actrices es tan potente, de esta peli recuerdo especialmente una escena, la de final en la que a través del rostro de Audrey Hepburn descubirmos el destino fatal de su compañera, pocas veces un primer plano y la interpretación contundente y bien resuelta de la actriz, da un resultado cinematográfico tan bueno.
Lo mejor/lo peor de la historia: que la calumnia, en el fondo, es sólo una mentira a medias.

dintel dijo...

No he visto la obra, aunque sí alguna que otra adaptación y sí que vi la peli en su momento. Me impacta mucho lo que los rumores pueden llegar a hacer.